Dermatología: Lunes a viernes de 4:00 p.m. a 8:00 p.m. | Sábados de 11:00 a.m. a 2:00 p.m.

Cirugía Plástica: Lunes a sábado de 10:00 p.m. a 2:00 p.m.

Tel. 01 (222) 213 2333 | Whatsapp 01 (221) 1670387 | [email protected]

¿Cómo se comporta tu piel mientras duermes? ¡Siete cosas que debes saber!

Ester Herranz, directora de Nuevo Concepto Estética revela cómo se comporta la piel durante las horas de sueño

Seguro que has escuchado en multitud de ocasiones que durante la noche la piel se recupera de las agresiones sufridas durante el día; que dormir las ocho horas recomendadas se refleja en el cutis al día siguiente; que hay que preparar la piel antes de irse a dormir… Infinidad de cosas que puede que todavía no sepas si son verdad o no.

Para resolver todas las dudas que tengas, Ester Herranz, directora de Nuevo Concepto Estética, revela cómo se comporta la piel durante las horas de sueño.

¿Cómo actúan los mecanismos de la piel durante la noche?

La piel se recupera de las agresiones del día durante la noche. Mientras dormimos, la respiración se estabiliza, se regulariza la presión sanguínea y se ponen en marcha los mecanismos de reparación celular naturales de la piel. Es durante la noche cuando la piel se recupera de las agresiones sufridas durante el día, la acción de los radicales libres favorecidos por la exposición solar, la contaminación y el estrés.

Durante las 23:00 y las 04:00 de la mañana, el flujo sanguíneo aumenta, favoreciendo los cambios celulares y la regeneración natural de la piel.

En este proceso intervienen diversas hormonas, especialmente la melatonina que hace que el metabolismo se ralentice y el cuerpo se relaje y descanse, además en el adulto se secretan hormonas del crecimiento, que favorecen la multiplicación celular ayudando a reemplazar la células dañadas o envejecidas.

Si dormimos las ocho horas recomendadas, ¿se refleja en el cutis al día siguiente?

Indiscutiblemente, la relajación muscular que supone un buen descanso, elimina las contracciones musculares a todos los niveles, incluida la piel.

Igualmente, permitir un correcto ciclo hormonal completo, no interrumpido por cortes bruscos del sueño, influye positivamente en el estado de nuestra piel y, por tanto, de nuestro aspecto. Esta relajación muscular, además, permite un mejor riego sanguíneo de la cabeza, llegando mejor al cutis, a lo que hay que añadir que durante la noche los radicales libres (compuestos que aceleran el envejecimiento de nuestra piel) se eliminan mejor que por el día.

Dormir mal, ¿cómo afecta a la piel? ¿puede envejecerla pematuramente o dar lugar a dermatitis?

Por supuesto. Hay una influencia de sentido opuesto. No hay más que pensar en el aspecto de quien ha dormido mal, rompiendo sus ritmos circadianos. El signo más evidente son las »ojeras» o la presencia de bolsas bajo los ojos al no haber permitido que se terminen los ciclos de drenaje interno. Las dermatitis deberemos considerarlas como procesos patológicos, en principio no producidas por las alteraciones del sueño, si bien un mal descanso puede hacer que empeoren.

¿Cómo hay que preparar la piel para dormir?

De la manera más sencilla posible y siguiendo los principios básicos de los cuidados cosméticos, limpieza, hidratación y productos específicos de tratamiento.

Limpiar para eliminar restos de sebo, contaminación, células muertas, incluso hongos y bacterias. Tonificar para completar la acción de los limpiadores. Hidratar de acuerdo con nuestro tipo de piel y nuestra edad.

¿Cómo pueden prevenirse los ojos hinchados?

Además de procurar el mejor descanso, es mejor dormir boca arriba, con la cabeza ligeramente levantada, para permitir un mejor drenaje de los líquidos corporales en esas zonas.

Es, además, importante mantener nuestro sistema depurativo en el mejor estado posible, bebiendo suficiente agua pudiendo ayudarnos con algún producto drenante, como la alcachofa, tisanas a base de cola de caballo, etc.

¿Puede influir el tipo de alimentación que se tome por la noche en el aspecto de la piel al día siguiente?

En la piel como en el resto del organismo, la alimentación es tan importante como cualquier otro tratamiento. Una cena de difícil digestión provocará un mal descanso, la ingesta de picantes o alcohol, nos afectará de manera negativa. Por otra parte, una alimentación rica en frutas y verduras ayudará a la eliminación de radicales libres y hay un alimento que puede ser de gran ayuda para el cuidado de la piel: el yogur brinda gran cantidad de elementos saludables para nuestra piel.

Si comenzamos o finalizamos el dia con un yogur, hacemos algo de ejercicio físico con la debida protección solar, bebemos suficientes líquidos y hacemos una alimentación equilibrada, los efectos no tardarán en manifestarse en nuestra piel.

Fuente: consalud.es